Entrevista a Marci Pulido, responsable de redes sociales y dinamizadora en la Asociación de Empresarios del Casco Antiguo de Badajoz

“Hay una historia tras cada local, una familia, un proyecto emprendedor, una ilusión”

La situación que trajo consigo la pandemia se viene sufriendo desde hace meses y a estas alturas, ya se sabe que, con quienes más se ceba es con el pequeño comercio y el sector hostelero. Desafortunadamente ,las desoladoras consecuencias se están padeciendo en el corazón de Badajoz. Su Casco Antiguo es el circo al que le crecen los enanos y lucha como gato panza arriba para seguir. Ahora, además aparece el “Black Friday” y al móvil no paran de llegarnos ofertas de todo tipo a solo un simple movimiento de dedo. Sin embargo a consumir al pequeño comercio hay que desplazarse y si se trata del centro pues casi uno va a lo concreto; a comprar aquello que sabe que encontrará y que quiere regalar o que necesita. Eso sí, va buscando esa atención individual y ese contacto humano que jamás ofrecerá el Internet por mucho “viernes negro” o del color que lo quieran pintar. La Asociación de Empresarios del Casco Antiguo de Badajoz lo sabe y trata de ponerlo de manifiesto ante el cliente fiel y el nuevo, originando todo tipo de iniciativas para autoimpulsarse. Se trata de una de las asociaciones de estas características más longevas de toda España, según confirma Marci Pulido, responsable de redes sociales, creadora de contenidos y dinamizadora en AECAB.

Desde hace ya algunas semanas, son muchos los establecimientos que han colocado, en lugar visible de sus escaparates, un cartel en el que se lee el lema “Consume Local”, precisamente para animar al ciudadano a invertir en este tipo de establecimientos. Marci Pulido explica que “se trata de una iniciativa que descubrió en las redes y cuyo cartel llamó poderosamente mi atención. Pensé enseguida en Badajoz y concretamente, en nuestra zona. Me gustó el diseño y me enteré de que su creador lo está compartiendo a nivel nacional. La iniciativa se llama “DiseñarXayudar” y la ha puesto en marcha la revista “Impresum” a través de la cual, regalaban la impresión de proyectos gráficos que tuviesen como objetivo ayudar a personas o negocios afectados por la crisis de la Covid-19.  Enseguida me puse en contacto con él a través del correo de la asociación y le expliqué la idea de poder contar con el cartel y utilizarlo, puesto que vi que representaba al comercio local de todas partes y me envió enseguida el archivo, la asociación dio el visto bueno a la iniciativa, nos lo descargamos y nos pusimos manos a la obra”.

En estos días son cada vez más los establecimientos que, viendo que el cliente ha entendido el mensaje, copian a sus vecinos y se animan a mostrar también el cartel. Además, en el ánimo de reinventarse y crear nuevos recursos, desde restaurantes y locales hosteleros en general, se están ofreciendo incluso productos de la tierra para adquirirlos insitu, como sucede, por ejemplo, en el Silencio, entre otros. Marci Pulido señala además que “no solo se trata de mostrar novedades, si no de poner en valor lo que tenemos. Mi trabajo en AECAB consiste en dar visibilidad a todas esas iniciativas que ya existen pero  contando su historia a la gente. En el comercio local, tanto en la hostelería como en tiendas de cualquier tipo, debemos reflejar que hay una historia tras cada local, una familia, un proyecto emprendedor, una ilusión. Esa es la gran diferencia frente a otro tipo de comercio y de lugar. Se trata de tus vecinos, es la gente que tú conoces. Aquí en el Casco, contamos con el privilegio de tener historia, ocio, turismo y arte y todo ello de la mano. Por mi parte, yo  intento darles visibilidad a los asociados y hacer ver al ciudadano todo esto”.

En la actualidad, los miembros de AECAB están muy pendientes de las diferentes medidas de apoyo hacia el sector, como es lógico. “La campaña de “Consume Local” o también otra que se desarrolla estos días denominada “Green Friday” se está ofreciendo a todos los comerciantes, tanto asociados como no asociados”, apunta Marci Pulido, que reflexiona sobre la importancia de lo eficaz que resulta estar unidos y más en estos tiempos que corren. “El empresario del Casco Antiguo debe tomar conciencia de la relevancia que tiene pertenecer a una asociación que los represente, tanto en organismos públicos, como a nivel particular. Así, frente al “Black Friday” nace otra iniciativa para tratar de paliar daños y el pequeño comercio del Barrio Alto vuelve a amarrarse al bote para no naufragar en estos tiempos tan difíciles, llamando a las puertas del público con algo que ya existe”. Marci Pulido se remonta a la propia experiencia como empresaria de más de dos décadas poniendo en marcha o intentando hacer realidad negocios en el Casco. “Contamos con comercios pequeños que no poseen el stock de grandes superficies y no pueden plantearse esas medidas. En estos días no se vende nada y  encontré esta opción que pretende desmarcarse de la compra masiva que se desprende y que, aclaro, no supone una crítica a otras ideas, pero sí evidenciar que  el comerciante pequeño tenga su espacio y sus posibilidades . Desde la asociación les animamos a que coloquen  el cartel y lancen su propia oferta de descuento y nos comprometemos a darle visibilidad. Pedimos un consumo más saludable”.

Además, la pandemia, según reflexiona Pulido, “ha traído un cambio de prioridades y nos estamos dando cuenta de la importancia real que desempeña el comercio de proximidad. Tú bajabas al comercio de tu casa y ahí encontrabas de todo. Debemos tener en cuenta que si cierra una tienda perdemos todos y si cierra un bar, pues  también. Los ejemplos hablan por sí mismos: hace poco hemos asistido al cierre de un lugar que abrió con muchísima ilusión como es “El Paso del Agua” o también hemos perdido “La Mediterránea”, otro sitio muy especial. Por eso tenemos claro que hay que seguir adelante y buscaremos una y otra vez resurgir y retroalimentarnos con estas y otras  iniciativas hasta que escampe la tormenta”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.